Melancolía lusitana

cr portugal 1

Portugal rezuma melancolía. Lo hace como país, lo hace como sociedad, y lo continua haciendo como selección nacional de fútbol, en un claro reflejo de lo que la realidad cotidiana del país transmite. Portugal vive anclado en una época pasada, que probablemente fuese muy floreciente pero que a día de hoy se ha quedado románticamente desfasada. Portugal fluye lenta, pausada, como arrastrada por la melancólica cadencia de un fado. Futbolísticamente, el escenario no ha cambiado en demasía con respecto a lo que había hace tres décadas. Las diferencias entre los (muy) ricos y la clase media continuan siendo abismales, de tal modo que la clase media acaba pareciendo directamente baja. Las bicicletas desvencijadas compartiendo calzada con los Ferraris al sol de Estoril.

Y una idea similar debe rondar la cabeza de Cristiano Ronaldo cada vez que, pleno de orgullo patrio, le toca enfundarse la elástica de las cinco quinas. El panorama no es precisamente alentador cuando compartes frente de ataque con Hélder Postiga, Hugo Almeida, Éder o Silvestre Varela. Voluntariosos y chispeantes en ocasiones, sí, pero una bicicleta oxidada al lado del Ferrari. Y eso se desprende de la actitud del atacante de Madeira cuando viste la nacional, porque eso es lo que transmite hacia fuera con su inequívoca rabia y frustración, con su aparente enfado con el universo por haberle recluido, a él, ganador irreductible, en el seno de una selección nacional menor. La pelea de Cristiano no es tanto contra el rival de turno como contra sí mismo y su, aparente, desdicha.

Se espera más de un futbolista como Ronaldo. Se espera que no desfallezca, que no se deje llevar al verse privado del acompañamiento que cree merecer. Que transforme esa frustración que no se esfuerza en disimular en orgullo y pasión, en suma. No es un recién llegado. No es un jovencito con todo por delante y al que se le deban perdonar los pecadillos de juventud. Cristiano Ronaldo es el mejor futbolista del planeta en dos mil trece y está en el punto álgido de su carrera deportiva. Con veintinueve años debería de tener plenamente asumida su situación en el combinado luso como pieza indispensable e ineludible en el mismo y tratar de dominar esa angustia que tanto lastra y condiciona su juego. Portugal lo sigue teniendo en chino en las horas previas a medirse a Ghana. Cristiano sigue contagiado de la melancolía.

Bilbao, 1977. Abogado. Una noche de lluvia y frío en (el viejo) San Mamés, una canción en el Riverside de Craven Cottage, un balón rodando por un descampado al caer la tarde. En Notas de Fútbol desde septiembre de 2005 hasta agosto de 2006. Cofundador de Diarios de Fútbol en agosto de 2006. borja.barba @ diariosdefutbol.com

8 Comments

  1. theblues

    26 de junio de 2014 a las 12:04 pm

    Yo creo que lo peor de Portugal no es que vaya a quedar eliminada. Es que tanto Alemania como Estados Unidos demostraron ser mejor equipo que ellos, y no descarto que Ghana hoy también lo demuestre.

    Portugal es un portero «del montón», una defensa que en el pasado fue muy firme pero en decadencia y que ya no es capaz de sostener al equipo, unos centrocampistas que iban para cracks mundiales y que -sin ser malos jugadores- se quedaron en el camino y un crack mundial en la delantera acompañado de delanteros de cuarto o quinto nivel mundial.

    No es un buen momento para ellos.

  2. juni

    26 de junio de 2014 a las 2:08 pm

    Siendo justos, Cristiano lleva todo el Mundial con molestias en la rodilla y forzando para poder jugar. Ahora mismo es más corazón que otra cosa

  3. tremebundo

    26 de junio de 2014 a las 11:34 pm

    Maradona llegó con mucho menos que Almeida, Postiga o Eder a un par de finales seguidas…

  4. Diego

    27 de junio de 2014 a las 10:46 am

    Sin ser un gran seguidor de Cristiano, muy de acuerdo con el articulo, me parece que la frase que resume esto fue, «La pelea de Cristiano no es tanto contra el rival de turno como contra sí mismo y su, aparente, desdicha» Cristiano esta constantemente descontento y concentrado en el nivel (pobre nivel) de sus companeros, mas que en vencer al rival, siempre cuando juega para Portugal tiene esa expresión de estar quejándose. Por ahí en la red leí que Cristiano debería retirarse del fútbol internacional, sinceramente creo que no, debería seguir luchando, pero con una actitud más adulta, de jugador experimentado, de lider o por último de motivador.
    Saludos

  5. Dr. K

    27 de junio de 2014 a las 1:24 pm

    También cuenta que hace 10 años, cuando Ronaldo empezó a jugar con Portugal, coincidió con una serie de jugadores magníficos (Figo, Deco, Pauleta, Rui Costa…) cuyos sustitutos han sido inferiores. No es tanto que Ronaldo tenga que hacer maravillas con una bicicleta oxidada, es que empezó con un Ferrari, luego se lo cambiaron por un Seat Panda, luego por una Vespa, y ahora ha terminado con la bicicleta oxidada.

    Otros grandes jugadores a los que les han tocado en suerte selecciones cutres lo llevan con más resignación porque desde que tenían 10 años ya sabían con qué se iban a encontrar. En el caso de Ronaldo, lo que le frustra es el recuerdo de lo que podían hacer sus antiguos compañeros de selección.

  6. Kurono

    27 de junio de 2014 a las 3:35 pm

    Muy de acuerdo con Doctor K. A Cristiano Ronaldo le va a fastidiar siempre el hecho de haber llegado dos años tarde al proceso de Scollari, donde conjugó a veteranos de la recordada «Generación de Oro» (Luis Figo, Rui Costa, Pauleta) con contemporáneos como Simao, Carvalho o Maniche. ¿Qué hubiera sucedido si el CR7 maduro de Ferguson hubiera llegado a jugar el Mundial del 2006 con ese formidable grupo? La imaginación vuela, pero seguramente hubiera sido «algo más». Hoy día, el único jugador que le hace sombra a CR7 en Portugal es Nani, un SUPLENTE en el Manchester United. Dice mucho de la calidad de Portugal que su mejor hombre en la cancha haya sido un jugador que casi ni jugó con los «Red Devils». Nunca han tenido un portero de categoría y sus centrodelanteros han sido todos un fiasco, excepto Pauleta (el cual nunca anotó más que unos pocos goles en torneos oficiales, cosa que le lastró). En realidad, el rendimiento de la selección lusa es concordante con la calidad de sus miembros actuales, la mayoría mediocres y sobrevalorados. Una selección que no fue mucho más que Rusia, Azebaiyán, Israel o Irlanda del Norte en su grupo de eliminatorias, cabría la posibilidad que regresara a su casa rápidamente.

    Ahora bien, Cristiano Ronaldo no ha estado físicamente bien estos últimos meses y tampoco es que sus habilidades sean trasladadas completamente en Portugal, ya que se ha criticado su desempeño en más de alguna ocasión. Según se comenta, jugó con camiseta de manga larga a casi 40°C en el partido USA vs Portugal, debido a que se encuentran filmando una película sobre su vida y por exigencias del guión (según la película, el partido transcurría en invierno), debía jugar con esa camiseta.

  7. pavel

    27 de junio de 2014 a las 8:47 pm

    Borja ha clavado la descripción, no sólo de la selección sino de la saudade que emana ese queridísimo país.

    Es triste que Cristiano haya llegado tan mal a esta competición. Sin embargo, no estoy de acuerdo en que sus compañeros sean tan malos. Tienen al mejor central del mundo (cuando no entra en combustión), a un lateral clave en el triunfo de champions, a jugadores como Moutinho, Meireles, Beto, Joao Pereira, Nani o Hugo Almeida que son de buen nivel, el Benfica fue finalista de la Uefa… No son aquel equipo maravilloso de Figo y Rui Costa, pero tampoco son el escalerillas, su nivel estaría parejo al de Bélgica si no hubiesen tenido tantos contratiempos. Después de Uruguay y Holanda son la nación del mundo con más talento futbolístico per cápita.

  8. Kurono

    29 de junio de 2014 a las 1:22 am

    Pavel, ¿el rendimiento mediocre de Portugal en la eliminatoria no habla nada? Porque te recuerdo que perdió de forma lastimera ante Rusia y sólo pudo ganarle 1-0 en un partido infumable y triste, donde cada que un ruso subía tímidamente para despejar algo de peligro de su área, los portugueses parecía que les venía encima la Naranja Mecánica o el Pep Team. Empató dos partidos ante Israel, empató de local ante Irlanda del Norte y casi hacen el papelón en su visita a Belfast de no ser por la doble expulsión de los nor-irlandeses. Dime un sólo portero portugués que haya hecho grandes campañas, explícame en que momento Pepe es el mejor central del mundo, cuando buena parte de su juego se basa mucho en el físico y que tenga una bula para no ser expulsado en España. Y la pregunta del millón ¿hay un delantero bueno en Portugal?

    Este grupo es (mucho) menos que el del periodo 2000-2006. En el 2004, con la Euro, la convocatoria tenía a estos jugadores:

    https://en.wikipedia.org/wiki/UEFA_Euro_2004_squads#Portugal

    Y esta es la lista de los jugadores convocados para el Mundial 2014:

    https://en.wikipedia.org/wiki/2014_FIFA_World_Cup_squads#Portugal

    La diferencia es palpable, porque mientras el grupo del 2004 es el núcleo duro del Porto Campeón de la Champions de ese año (menos Vitor Baía), junto los mejores jugadores del Benfica a su gran promesa Tiago, junto a cracks consagrados como Figo y Rui Costa, con un centrodelantero que SI metía goles (por muy poco estético que resultara) como Pauleta, junto a un grupo de jugadores jóvenes y con CR7 como guinda del pastel.

    La Portugal de este Mundial llevaba dos estrellas: Cristiano Ronaldo en una pésima condición física y Nani, el «distinto», que fue un suplente en el peor Manchester United en 20 años. Los demás jugadores una serie de «eternas promesas» estancadas como Meireles, Vierinha, Alemeida, Moutinho, etc. Que hayan dejado fuera a Tiago me parece algo absurdo considerando el nivel que demostró toda la campaña (si bien ya llegaba con 34 años). Pepe, su «mejor defensa» los dejó vendidos desde el primer partido con su actitud antideportiva. Y si vemos al resto del aparato defensivo (Beto, Costa, Joao Pereira y Moutinho), tampoco vemos la gran cosa, excepto Coentrao. Me parece un poco absurdo que digas que tendrían un nivel parecido a Bélgica, cuando hay 11 jugadores belgas en grandes equipos como Manchester United, Atlético de Madrid y Chelsea. Tan solo 3 belgas juegan en su liga local y solamente 3 juegan en ligas como la rusa o la francesa, el resto juegan en equipos de nivel medio (Wolsfburg, Tottenham, Everton). Los portugueses, en cambio tienen muchos jugadores de su propia liga (que no es una mala competición, aclaro), hay 4 que juegan en Turquía, 1 en Rusia, 1 en Ucrania, 1 en Francia, el único que juega en Alemania lo hace para el Wolsfburg, el único que juega en Italia lo hace en la Lazio, y Joao Pereira y Ricardo Costa no son material para una selección, hicieron temporadas muy flojas en el Valencia ambos. Beto es un portero muy mediocre, los sevillistas no son fanáticos de él precisamente. Su núcleo grueso lo compoenen los jugadores del Real Madrid y recordemos que llegaó CR7 muy mermado. Portugal carece de un gran grupo como sí lo tuvo durante finales de los 90’s y principios del 2000.