Por la escuadra

Es una maravilla.

Tuerce el cuerpo casi hasta caerse sólo por pegarle con el exterior. Lo que parecía un movimiento antiestético resulta ser de una elegancia fabulosa. Primero controla con la derecha y un segundo después coloca el balón en la misma escuadra, con la rosca justa para redondear un golazo. Paddy Madden es el autor y su tanto abrió la lata en Wembley. Terminaron ganando 2-1 y el Yeovil Town ascendió por primera vez en su historia a la segunda categoría del fútbol inglés. Hace unos años estuvieron en la misma situación pero perdieron la final. Los jugadores alucinaban al final del partido porque en el estadio se contabilizaron unos 20.000 aficionados del Yeovil, o lo que es lo mismo: la mitad de la población de la ciudad. Todos celebrando un ascenso.

Resulta complicado no alegrarse por este tipo de triunfos. http://www.tb-credit.ru/microzaim.html

5 Comments

  1. Dami Fernández

    20 de mayo de 2013 a las 3:58 pm

    Qué golazo madre de dios. El tiro con exterior, ese gran olvidado recurso…

  2. SR Lobo

    21 de mayo de 2013 a las 12:44 am

    Buaf la penúltima repetición del gol es increíble, se ve perfecta la trayectoria.

    PD: Para cuándo un post del atleti campeón? gracias xd

  3. Full Norbert

    21 de mayo de 2013 a las 2:27 am

    Me da pena por el Brentford, equipo al que cogimos todos cariño por aquella jugada esperpéntica que pusiste hace unas semanas, Álvaro. Eso sí, golazo del Yeovil.

  4. Felix 1.3

    21 de mayo de 2013 a las 3:58 am

    Iba a decir lo mismo que Full Norbert, todos eramos un poquito del Brentford desde las anteriores entradas… pero de ser eliminado, que lo sea así, con ese GOLAZO. ¡Gracias por acercarnos estas historias!

  5. Pingback: Pobre aficionado - Diarios de Futbol