De héroes y antihéroes

El ser humano es raro. Como caso de estudio para una raza extraterrestre sería inviable. Ninguna especie en el planeta es capaz de mostrar una conducta tan errática y alejada de un patrón estable como el hombre. No sabes dónde encajarlo porque nunca sabes por dónde te puede salir. En apenas horas, y sin nada que aparentemente justifique el cambio de conducta, el ser humano es capaz de mostrar dos caras completamente opuestas. Pasar del blanco al negro sin tan siquiera tocar el gris. Mutar del descerebrado sin escrúpulos y carente de toda ética al abnegado, sufrido y entregado devoto movido por un sentimentalismo ciego. Hala, venga.

El pub Drunken Ship del Campo de’ Fiori romano mostraba los restos de una batalla campal. O, mejor dicho, de una emboscada en toda regla. Taburetes reventados contra cuerpos humanos, restos de vasos y botellines rotos, alguna navaja sin dueño aparente despistada por el suelo y un imponente y escalofriante reguero de sangre confudiéndose con la humedad y la negrura del adoquinado. La manada de lobos había vuelto a actuar. Sedienta de sangre por no se sabe qué absurdo y peregrino motivo, la canallada que se escuda bajo el imponente aquila imperiale de la Società Sportiva Lazio había decidido que qué mejor víctima para su insensatez que la afición del Tottenham Hotspur, rival en la noche de ayer de los laziali en partido de Europa League. Ingleses, spurs, rubios, anglosajones, judíos. Da igual, lo merecían. No hay motivo posible para la barbarie, pero ya se buscará alguno. Podrían haber sido negros, esquimales o sintoístas. Cualquier colectivo contra el que posicionarse y excusar una acción inexcusable. Y, en medio de todo, testigo impávido sin arte ni parte, el fútbol. La excusa idónea.

Probablemente, unas pocas horas más tarde, aquellos mismos autores de la sangría se deshacían en gestos de respeto máximo hacia su otrora ídolo Paul Gascoigne confundidos entre la masa del Olímpico romano. Inglés, rubio y ex ídolo spur, pero uno de los suyos porque ellos así lo han decidido. Los mismos seres que la noche anterior empleaban su saña para regar con sangre enemiga las calles de Roma se rendían entregados a la idolatría con la ternura de un adolescente enamorado. La misma inestabilidad de siempre. Putos paranoicos.

En DDF| Cinco tonterías sobre (de) Paul Gascoigne
En DDF| Paul Gascoigne, genio y locura
En DDF| En recuerdo del mejor Gascoigne
En DDF| Paul Gascoigne, genio atormentado

Bilbao, 1977. Abogado. Una noche de lluvia y frío en (el viejo) San Mamés, una canción en el Riverside de Craven Cottage, un balón rodando por un descampado al caer la tarde. En Notas de Fútbol desde septiembre de 2005 hasta agosto de 2006. Cofundador de Diarios de Fútbol en agosto de 2006. borja.barba @ diariosdefutbol.com

3 Comments

  1. Felix 1.3

    23 de noviembre de 2012 a las 5:02 pm

    Estando de Erasmus en Italia nos contaron que en Roma (aunque no se si se limitaba a la capital) había gente que iba al campo unica y exclusivamente para armar gresca fuera y, dependiendo de la índole e importancia del partido, pegarse con los policias o hinchas rivales. No se, es tal la insensatez que carece de sentido hacer cualquier tipo de comentario.
    La verdad que les pega Gazza como ídolo, por lo que cuentan debía dejar las habitaciones de los hoteles parecidas a la foto que ilustra este artículo, una pena que un jugador con tantísimo talento sea recordado más por estas cuestiones que por su futbol

  2. Jorge A.

    24 de noviembre de 2012 a las 10:31 pm

    Héroes y antihéroes… El deporte está plagado de esto. En casi todos los deportes, necesitamos y yo también me incluyo, generar un héroe y a la vez su antihéroe para que esto funcione. Si uno cree que Guardiola es un Mago y un fenómeno, no tardaremos en generar su antihéroe, todos sabemos cual es. Si aparece Alonso como nuestro héroe, rápidamente generamos a su antihéroe, Hamilton. Esto queda tan marcado que incluso aparece un tercero, que mañana puede ser tricampeón y nos da un poco igual!!! El antihéroe es Hamilton!!!! Y ese le ganamos. En el tenis siempre necesitamos duelos entre varios grandes, la historia está plagada de binomios tenísticos, Rafa y Federer, Sampras y agassi, etc. De este caso hablé un poco en mi blog de ropa deportiva.
    Ahora bien, lo de los aficionados no tiene nombre, esto lo sacan de madre, convierten a quien les da la gana en héroe sin merecerlo y en enemigos a alguien que sólo va a su ciudad a disfrutar y darles dinero…. En fin, somos humanos, y un poco ….. Si sí eso que estás pensando

  3. popeto

    25 de noviembre de 2012 a las 3:50 pm

    Te ha quedado muy bien el artículo, pero es una lástima que parta de una premisa totalmente falsa. La salvaje emboscada no la realizaron los ultras de la Lazio, sino los ultras de la Roma. De hecho, los dos detenidos son ultras de la Roma, pero como siempre, lo fácil para la prensa es echar mas mierda sobre la Lazio. Incluso la Federación Inglesa quiere que se tomen medidas contra la Lazio (Por un ataque hecho por ultras de la Roma!!!!!)

    http://www.guardian.co.uk/football/2012/nov/23/two-men-arrested-attack-spurs