Dinamita roja en el grupo de la muerte

La Dinamarca infravalorada es la más peligrosa. Los daneses lo sabían antes de empezar, por eso asumieron su papel con tanta comodidad. No encontraran un ex futbolista ilustre de la dinamita roja que no lo haya mencionado en la previa del torneo: el estatus ideal de su combinado es este, vestido de incógnito, pasando a hurtadillas por el área contraria. El ímpetu de Krohn-Dehli en la jugada decisiva bastó para tumbar a una Holanda que solo supo disparar (0-1). La oranje lució golpeo, pero casi siempre desde posiciones forzadas. Y las que tuvo francas las marraron Robben y Van Persie, voluntariosos pero desacertados. El combinado de Van Marwijk, que mejoró con la entrada de Huntelaar, deberá repensar su esquema para las finales ante Portugal y Alemania. Ahora las tres potencias ya saben que el grupo de la muerte lo forman cuatro selecciones.

A Holanda le costó asociarse con sentido. Atrás porque apenas tiene una salida limpia si no es por un descuido del contrario, arriba porque sus futbolistas prefirieron la aventura individual en el desequilibrio. Robben fue el más insistente, facilitado por una marca generosa de Simon Poulsen. Probó dos jugadas: bien  la diagonal de su vida o el apoyo esperado en Van Persie, que no se pareció ni de lejos al delantero letal que conocemos. A cada error frente a meta el realizador se permitía enfocar a Huntelaar, 48 goles sentados en el banquillo. Cuando el delantero del Schalke salió a escena y también falló su ocasión, Holanda ya no supo a quién agarrarse. Pocas opciones tiene Van Marwijk para poner a los once mejores si no obtiene la colaboración de alguno de sus jugadores para resituarse. El seleccionador dispone al equipo que mejor se adhiere al sistema, pero lo sacrificado parece demasiado. Romper el doble pivote que forman De Jong y Van Bommel, o sentar a un Afellay que actuó en solitario, posibles movimientos contra Alemania.

Los problemas de la oranje los acentuó el trabajado combinado danés, que sin hacer gran cosa se adelantó en el marcador. Sin embargo, la del tanto no fue la única incursión de Poulsen, cuyo peso en ataque compensa sus lagunas defensivas. Permitido por la pobre tensión de la zaga, su centro le cayó al incisivo Khron Dehli, que sentó a Heitinga con facilidad y batió a Stekelenburg entre las piernas. De las muchas fórmulas defensivas que podía escoger, el combinado holandés escogió la blanda. Cada veinte minutos organizaba recepciones en su área para el futbolista danés que quisiera visitarla, acompañándole amablemente hasta que decidía irse a otra parte. En cambio, el mejor valor de Dinamarca fue la presión en campo propio. No le importó que su rival probara el tiro, se lo concedió de lejos. Su preocupación era no dejarles combinar en corto, y ahí la dupla Kvist – Zimling sacó un excelente secando a Sneijder, que apenas pudo mostrarse salvo en un par de envíos largos. Los mediocampistas representan el éxito danés, cuyo planteamiento no incluía demasiada participación de Christian Eriksen y Nicklas Bendtner. Olsen deberá activarlos en los próximos dos partidos si quiere que la explosión danesa continúe su curso.

En DDF | Dinamarca, en grupo hostil
En DDF | Holanda, de la excepción a la ortodoxia
En DDF | Conversaciones casi privadas: Holanda
Fotografía | uefa.com

8 Comments

  1. Luiss

    9 de junio de 2012 a las 9:02 pm

    Sobra uno del doble pivote , ese es el resumen del partido.

  2. Tocapelotas

    9 de junio de 2012 a las 9:02 pm

    Concuerdo con el artículo en que la sensación general del partido es que Holanda lo pierde en el medio del campo. De Jong y Van Bommel han sucumbido (y con claridad) ante Kvist – Zimling y ahí ha estado la clave, porque si Holanda no tiene el balón Sneijder no aparece, y Sneijder es de largo el mejor jugador de su equipo. Por otra parte, Van Persie tuvo un año 2011 grandioso, pero la segunda parte de esta temporada ya ha vuelto por sus viejos derroteros: un delantero rápido, técnico y bastante completo, pero bastante normalito en la definición. Imagino que para el siguiente partido, jugándose la vida, el entrenador apostará por Huntelaar como 9.

    La pena de Dinamarca es que no tenga un buen delantero. Bendtner ha peleado lo suyo y sirve como referencia, pero es un tronco de tres pares de narices.

  3. Sergio

    9 de junio de 2012 a las 10:12 pm

    No me entra en la cabeza que Huntelaar no sea titularísimo en Holanda, por mucho que Van Persie haya hecho la temporada de su vida.

  4. Pol Gustems

    10 de junio de 2012 a las 12:01 am

    @Luiss

    También lo sacaría, las opciones más ‘técnicas’ para el cambio tampoco son nada del otro mundo. A no ser que retrase a Sneijder al pivote, que visto como está quizá Van der Vaart puede hacerlo mejor en la mediapunta.

    @Tocapelotas

    En lo de Bendtner no estamos de acuerdo. Para lo que tiene Dinamarca está bastante bien. Hoy no ha aparecido casi nada porque Dinamarca ha jugado más en su campo que otra cosa, y seguramente ante Alemania (quizá no tanto ante Portugal) se repita el mismo argumento, pero si Dinamarca ataca más es muy importante. Baja balones y los hace jugables. Y de definición, pues no será de los mejores, pero algunas mete.

    @Sergio
    No he entendido qué le ha pasado a Van Persie hoy. Partido extraño. Huntelaar tiene que jugar sí o sí. Van Persie a la derecha, Robben a la izquierda.

  5. Felix 1.3

    10 de junio de 2012 a las 4:16 am

    Para mi Van Persie debería tirarse a banda derecha como extremo y dar entrada a Huntelaar, Robben cerraría la delantera por la izquierda.
    Sigo sin entender porque el seleccionador lleva jugando toda la fase de clasificacion con Strootman y ahora vuelve al De Jong-Van Bommel, con un medio centro destructor (o con ninguno?) tienes mas que suficiente, está bien destruir pero si no sabes crear…mal te va a ir, para muestra, el partido de hoy. Sneijder desaparecido (nadie le daba el balon), Robben haciendo la guerra por su cuenta y un voluntarioso Afellay (al que a ver si dan mas cancha en el Barça, siempre me ha gustado este jugador).
    La defensa, de chiste…..
    Por el otro lado soberbios Zimlig y Kuist y buen partido de Agger-Kjaer, son una muy buena pareja de centrales.

  6. Cristian*

    11 de junio de 2012 a las 10:36 am

    @Felix 1.3
    Firmo lo que dices sobre los centrales daneses!! 😉
    ¿Quién carajo es Krohn-Dehli ??? Muy buen gol el suyo (aunque teniendo en cuenta lo flojita que se mostró la pareja de centrales holandeses, tampoco me atrevo a subirlo en un pedestal!).

  7. Pingback: Que el miedo no se haga fuerte | futbol news

  8. Pingback: Un día, un fichaje: Michael Krohn-Dehli | futbol news