Blue Premier

La noche de Manchester solo tuvo sentido para la ciudad y para los que quieren más de la cuenta a alguno de sus dos principales equipos de fútbol. Eastlands reunió las ilusiones de los dos colores durante noventa minutos, sorteó un ganador a balón parado y salió celeste, al fin. Más de cuarenta años después de su último título de liga, el City acaricia el éxito a falta de dos jornadas. Un espacio demasiado corto para comprarle a Roberto Mancini su perpetuo discurso de no favorito, que ha vuelto a repetir tras su victoria en el derbi, por 1 gol a 0.

Fue una noche para el seguidor más o menos fanático que se despertó el lunes con el cosquilleo del partido, interrumpió su noche con pesadillas centradas en el rival, se fue al estadio en metro una hora antes por incontinencia nerviosa o lo vio por televisión, aposentado e inamovible en el sofá de casa. Ellos pudieron disfrutar del derbi de Manchester más importante de la historia, el que decidía un campeón. Son los importantes, llevan equipación reglamentaria. El resto intuimos el ambiente del Etihad, que cantó el Blue Moon más fuerte que nunca y celebró el tanto de Vicent Kompany como lo que es, el gol de una vida, pero al perdernos los alrededores tuvimos que ver el partido, que fue uno de los más flojos de la toda temporada en Inglaterra. Incluidas todas las divisiones.

El City necesitaba la victoria y salió relativamente al ataque. Al United le valía el empate y pese a diez minutos de efervescencia se conformó con no encajar. Por culpa de actitudes similares, no tanto defensivas pero si impropias de una entidad tan gustosa de éxito, los diablos rojos han dejado escapar una ventaja que parecía insalvable el día que su rival cayó en el Emirates, cuando aquí vaticinamos que la historia se había acabado. Nos equivocamos y pedimos disculpas por el juicio antes de hora, si bien seguimos pensando lo mismo sobre la temporada del City, que en caso de lograr el título lo habrá conseguido por una desconexión competitiva inusual del Manchester United. Un bloqueo que continuó en la noche de ayer, incapaces los pupilos de Ferguson de chutar ni una sola vez entre los tres postes.

No hicieron nada especial los locales, pero tuvieron el esférico y miraron alguna vez a portería. Entre esto y cero, resulta evidente que si había un gol debía marcarlo el City. Y quién mejor que Kompany, injustamente expulsado e increíblemente sancionado por una falta que no cometió en el derbi de FA Cup. Remató a placer un córner servido por Silva, marcado visualmente por los defensas, y saldó una cuenta pendiente con la colaboración inestimable de David de Gea, debidamente estudiado por los analistas de Mancini. El portero español no se impone en el área pequeña en balones aéreos, basta con ponerle una pantalla encima para intimidarle. Le sucedió contra el Blackburn Rovers, forcejeo de Yakubu y caída al suelo, contra el Liverpool en FA Cup, y le volvió a pasar anoche con una tímida presión de Carlos Tévez, cuya brega impidió al guardameta afrontar el cabezazo de Kompany.

Hay que resaltar la labor del Apache tras su reaparición. El City ha tenido la fortuna de contar con tres grandes delanteros en distintos tramos de concurso. Empezó ardiente Dzeko, le sentó un buen Balotelli y ha terminado brillando Tévez, que ayer se hartó de pelear balón tras balón. Fue uno de los mejores del City, también destacó el motor de Gareth Barry y las carreras de Zabaleta en el lateral diestro. En el United Ji-Sung Park presionó a todo el mundo en un inicio, pero su multiplicidad se difuminó pronto. Rooney no tocó balón. El United se comportó como un huésped afable, poco problemáticos. Ni siquiera tuvo la ocasión que no merece pero siempre aparece. Al City le valió el uno a cero, dentro Kompany y blue Premier

En DDF | David de Gea a examen
En DDF | Arderá Manchester
Fotografía | Manchester City

1 comentario

  1. Felix 1.3

    1 de mayo de 2012 a las 3:55 am

    “Y quién mejor que Kompany, injustamente expulsado e increíblemente sancionado por una falta que no cometió en el derbi de FA Cup”, recuerda a la historia del Equipo A :).
    La verdad que este año la Premier ha sido algo floja, el United iba a ganarla por pura inercia, sin hacer nada del otro mundo… quizás eso hable peor de sus perseguidores que de ellos, claro.

Déjanos un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>