Ogunjimi, Serra, Laudrup: un triángulo insostenible

Cuando sopla el viento del sur, el viento cálido procedente del norte de África, de las zonas desérticas de Argelia, el cielo de las Islas Baleares se tiñe de un extraño color, entre marrón, amarillo y rojo que parece condensar aún más el habitual calor húmedo de la isla. Cuando dichos vientos del desierto aparecen acompañados de lluvias y tormentas, las calles baleares acaban cubiertas por un baño de barro y arena que lo impregna y lo ensucia todo. Nada se libra del lodazal del cielo. Esta vez, el barro ha caído de lleno también sobre el RCD Mallorca.

A Michael Laudrup, en su segunda temporada consecutiva en el banquillo del club isleño, probablemente nadie del club le llegó a afirmar durante el pasado verano que dispondría de una plantilla para aspirar a todo. Tampoco creo que él lo esperase. Lo que estoy seguro que no se esperaba es el sainete protagonizado por el club en las horas previas al cierre del mercado de fichajes, en la tarde del pasado 31 de agosto.

La historia viene de lejos. Tras la salida del productivo Aritz Aduriz en el verano de 2010 con destino al Valencia, el Mallorca se lanzó al mercado en busca de un delantero que asegurase al menos una docena de goles por temporada. Como sustituto del guipuzcoano se consiguió acercar hasta la isla al argentino Fernando Cavenaghi, en calidad de cedido. El ‘Torito‘, que venía de un paso no excesivamente brillante por el Girondins de Burdeos, apenas jugó una docena partidos con la camiseta mallorquinista. Su pobre bagaje de dos goles en liga, y otros dos en Copa, le colocó fuera del club a las primeras de cambio. En enero, Cavenaghi era ya nuevo jugador del Internacional de Porto Alegre brasileño.

Al club se le planteó la tesitura de hacerse con un delantero, en sustitución del argentino y para acompañar a Pierre Webó en la vanguardia, en el mercado de invierno. Afectado por su delicada situación económica, no logró fichaje ni cesión alguna. Se confió en la suerte y éste finalmente no dio la espalda. Webó firmó una notable segunda vuelta y el Mallorca consiguió, aunque in extremis, salvarse del descenso que algunos ya daban por hecho seis meses antes del final de Liga.

Muchos aficionados creían que los agobios de última hora habrían sido acicate suficiente para que el equipo no se durmiera en los laureles a la hora de planificar la nueva temporada. Con Webó solicitando personalmente salir del club, la necesidad de hacerse con los servicios de un punta era imperiosa. Así, se consiguió la contratación de Tomer Hemed, punta internacional con Israel con una discreta carrera a sus espaldas. Sin embargo, el israelí no era suficiente. Se necesitaba, al menos, un delantero más. Un delantero por el cual, teóricamente, se estaba peinando el mercado desde el mes de enero de 2011, con la salida de Cavenaghi.

Como si en ocho meses el club no hubiera sido capaz de arrimar a ningún punta hasta Son Moix, en la última jornada antes del cierre del mercado invernal se intentó prácticamente de todo. A la desesperada. Se rumoreó sobre un posible interés por el internacional ghanés Asamoah Gyan que finalmente, y pese a ser real, no terminó fructificando por la aparición en escena del Galatasaray, destino final del exfutbolista del Sunderland. Con apenas cuatro horas para el cierre del mercado, el Mallorca se lanzó a la desesperada a por Marvin Ogunjimi, delantero belga de 23 años y actualmente en las filas del Genk. Lo que parecía un fichaje cantado por el que el club balear había desembolsado 2,4 millones de euros de sus maltrechas arcas, acabó convirtiéndose en una broma pesada. FIFA denegó al Mallorca el tránsfer del jugador belga de origen nigeriano alegando que el fax con la documentación para tramitar su traspaso llegó con trece minutos de retraso. La única explicación que acertó a dar Llorenç Serra Ferrer, accionista mayoritario del club, fue que por “problemas informáticos” el traspaso no se había podido hacer efectivo dentro del plazo establecido.

El ‘no fichaje’ de Ogunjimi dejó al Mallorca, y en especial a Michael Laudrup (de quien incluso se dice que ya que podría tener los días contados en la isla), en una tesitura delicada. Las sensaciones son malas. El barrizal, como los que traen esas lluvias procedentes del norte africano, ha salpicado a todos los estamentos del club, y cada uno reparte culpas hacia donde le conviene, creando el peor clima posible para afrontar una temporada que se presenta muy delicada.

Bilbao, 1977. Abogado. Una noche de lluvia y frío en (el viejo) San Mamés, una canción en el Riverside de Craven Cottage, un balón rodando por un descampado al caer la tarde. En Notas de Fútbol desde septiembre de 2005 hasta agosto de 2006. Cofundador de Diarios de Fútbol en agosto de 2006. borja.barba @ diariosdefutbol.com

17 Comments

  1. Gontxo

    16 de septiembre de 2011 a las 12:32 pm

    Hombre, no es del todo correcto ese análisis de la temporada pasada. El Mallorca finalizó la priemra vuelta 7ª y muy alejado del descenso. Pero la segunda vuelta fue desastrosa. Y eso que Webó, efectivamente, realizó su mejor temporada con 11 goles, 5 penaltys provocados, entre otras cosas. El Mallorca, fue zozobrando y al final tuvo que esperar resultados que le sonreiron en la salvación más cara de la historia.

    Ya en enero, el diseño de la plantilla fue nefasto. Por supuesto que Cavenaghi no pintaba nada, por mucho que nos lo quieran vender como un crack y su salida fue correcta. Iba a llegar el nigeriano Ujah, ahora en Alemania, llegóa viajar a Palma para firmar el contrato y tal cual vino, volvió. Además, la plantilla quedó solo con un lateral derecho, se quedó el Chori Castro que lleva dos años fuera… en fin, todo mal hecho. Posiblemente, lo que te decía antes, nadie esperaba un descalabro semejante y que la segunda vuelta terminaría siendo plácida. Pero no fue así.

    En verano, pues era evidente que había muchas cosas que mejorar. Se estuvo todo el verano hablando de nombres imposibles (Aduriz, Gyan, Giovani…) y por supuesto no vino nin guno. Para más inri, después de llevar también varios días diciendo que el Mallorca no negociaba con el Villarreal, se aceptó traspasar a De Guzman por una cifra inferior a la cláusula y sin tener ningún sustituto preparado. Eso deja al equipo herido de muerte.

    Como colofón, a 31 de agosto, y desde enero buscando delantero, el MAllorca anuncia que paga un pastizal por el belga Ogunjimi… pero lo hace fuera de plazo. Era la obligación contratar un 9, pues se hizo tarde y en una apuesta por 2,4 millones…

    Laudrup ha explotado normal, pero ahora y desde el año pasado es el blanco de iras de una prensa que simpatiza mucho más con Serra Ferrer, cuya gestión está siendo nefasta en lo deportiva y encima con bajadas de pantalones y mintiendo al aficionado como en el tema De Guzman.

    Mala pinta tiene este año.

  2. Gontxo

    16 de septiembre de 2011 a las 12:34 pm

    Perdón, releyendo tu artículo explicas bien lo del descenso. Daban por hecha la salvación. Mi primer parrafo sobra…

  3. fdebolsillo

    16 de septiembre de 2011 a las 12:41 pm

    Tiene muy mala pinta este año para el Mallorca
    Lo que me sorprende es que con los problemas económicos que tienen, no hayan vendido a Gonzalo Castro
    Con su venta y los 8 millones por De Guzmán, igual se podría haber fichado algún delantero más

    Por cierto, Gyan fichó al final por Al-Ain de Emiratos Árabes, cedido por una temporada

  4. JoseMontes

    16 de septiembre de 2011 a las 1:40 pm

    Es muy dificil enjuiciar la labor de Serra Ferrer en un entorno económico tan complicado como el que tiene el Mallorca en estos momentos. Es cierto que la temporada pasada se cumplió el objetivo, pero el mal juego de la segunda vuelta ensució algo que había empezado francamente bien.
    ¿Esta temporada? Casi todo el mundo está deacuerdo en que los jugadores que han llegado mejoran a los que se han ido. El traspaso de De Guzmán y la falta de delantero centro, son dos problemas importantes que posiblemente queden en el olvido con el fichaje de Tissone y la llegada en Enero de Ogunjimi. Pero el tiempo dirá.
    Esta temporada, Serra Ferrer ha tenido tiempo para confeccionar un equipo a su gusto, eso si, con muy poco dinero.
    Demos un voto de confianza a este Mallorca y vayamos partido a partido.

    Saludos.

  5. xtaoth

    16 de septiembre de 2011 a las 1:44 pm

    a mi lo que me revienta es que luego viene Cladera y dice que tenemos siete delanteros, como diciendo ‘no se de que se queja todo el mundo’. Lo peor de todo es que los que mandan ahora son lo mejor que ha caido en la direccion del equipo en mucho tiempo!

    @fdebolsillo. A chori lo han querido vender y no lo ha querido nadie. La razon? Que chori cuando no quiere, no juega en absoluto. Es como Arango, que no tiene sangre y su fisico le da para poco

  6. Miguelbuke

    16 de septiembre de 2011 a las 2:50 pm

    Por supuesto, algún día se cumplirá el augurio, puesto que para un equipo como el nuestro, cada temporada de más en primera es un éxito, pero lo de “pinta mal este año para el Mallorca” lo llevo oyendo muchísimos años.

  7. Bortibort

    16 de septiembre de 2011 a las 4:57 pm

    La relación entre Laudrup y Serra es inexistente tras el pollo que montó, con razón, el danés el 2 de septiembre. Es lógica su reacción cuando pides ciertos fichajes, se filtran y de repente el precio de los jugadores se dispara y acaban en Turquía. Todos las altas son de Serra menos Hemed, que ha llegado por recomendación de Aouate.

    Mi sensación es que la afición se está dividiendo la afición entre ”Serristas” y ”Laudrupistas”. Una guerra que ya existe en el club y que no conviene nada al Mallorca. No me apostaría una cena a que Laudrup llega a enero.

    @JoseMontes

    La situación económica es delicada, pero hay dinero para fichar. Los acreedores te diseñan un presupuesto para ir pagando la deuda año a año y todo lo que sobre puedes destinarlo a fichajes (aunque los administradores tienen que dar el visto bueno). El Mallorca tenía 2 millones, que sumado al 60% del precio de cada venta (Webó, Trejo y De Guz) dejaban casi diez millones para fichar. Por eso se plantearon fichar a Gyan y a Dos Santos y se pagaron 2’4 kilos por Ogunjimi, que el tiempo dirá si es barato o no pero, a primera vista, parece precipitado.

  8. Giorgios Papaloukas

    17 de septiembre de 2011 a las 1:16 pm

    Asamoah Gyan está en el Al Ain de los Emiratos Árabes Unidos, cedido por el Sunderland, no ha jugado todavía con el Galatasaray.

    Por otra parte Webó a fichado por el İstanbul B.B. turco.

  9. Pingback: Amarillo pálido » Diarios de Futbol

  10. Pingback: De Jokin a Ximo » Diarios de Futbol

  11. Pingback: Enlaces bermellones XIII » RCDM

  12. Pingback: Así fue la Liga: RCD Mallorca (8º) » Diarios de Futbol

  13. Pingback: RCD Mallorca, continuación de un proyecto ilusionante | futbol news

  14. Pingback: RCD Mallorca, continuación de un proyecto ilusionante | MuroDeBlogs

  15. Pingback: Cabeza de ratón » Diarios de Futbol

  16. Pingback: Blog de Fútbol » Post Topic » Cabeza de ratón

  17. Pingback: Cabeza de ratón | Deportes y Motor