Nashat Akram y el fútbol en Asia

El fútbol asiático cada vez nos es menos extraño. Hace treinta años, aunque algunas selecciones aparecieran puntualmente en Mundiales, los clubes europeos dominantes no se fijaban en los futbolistas del gran continente. Uno de los primeros en jugar en Europa, en su caso Alemania, fue Yashuhiko Okudera. El Colonia aprovechó uno de esos viajes turísticos -también llamados stage de preparación- de su equipo, el Furukawa Electric, para reclutar al nipón e impedir que se enfilara en el vuelo de regreso. Esto fue en 1977. Okudera luego se marcharía a la capital, y después a Bremen, recogido por ese barraquero del Ruhr llamado Otto Rehhagel. Dejó buenas referencias, pero no tan buenas como para que un futbolista japonés pisara tierras germanas en los veintidós años siguientes.

Ahora la mayoría de ligas europeas cuentan con un elenco notorio de jugadores asiáticos. Quien más quien menos conoce alguno, y sino, recurre al capitán Tsubasa. Japón hizo un gran Mundial en Sudáfrica, también Corea del Sur. Sin embargo, el foco se ha centrado en la otra punta del continente, donde residen los emires, duerme el petróleo y sobra el dinero. Qatar organizará el Mundial de 2022, pero antes, ha querido probar su estructura con la Copa de Asia 2011. Una oportunidad para conocer historias de futbolistas desconocidos, héroes de sus países sin nombre en occidente. Un ejemplo es Nashat Akram.

Akram nació en Al Hillah, al sur de Bagdad, hace 26 años. Su biografía empieza a ser peculiar cuando, con solo diez, se apunta el título de campeón de liga iraquí. Un premio que tan bien puede hablar de una precocidad asombrosa como de un biógrafo dudoso. Pero la carrera de Akram, ya lo veremos, está llena de asombros. A los dieciséis se marcha a jugar a la liga de Arabia Saudí, más potente que la de su país. Cuando lleva ya cuatro años allí, le toca disputar con su selección la Copa de Asia 2007. Iraq, contra todo pronóstico, es la revelación del torneo. Y Akram, su líder. En la final derrotan a Arabia Saudí, de la que Akram conocía todos sus jugadores, las cualidades que tenían y cómo pararlos. Ese día, el joven iraquí es elegido mejor jugador de la final.

Ese triunfo dio una gran alegría a la población iraquí, que por unos momentos olvidó el sufrimiento de la guerra -si es que eso puede olvidarse- para festejar, por primera vez, la Copa de Asia. Akram, ídolo de aquél torneo, enamoró a Sven-Göran Eriksson, entonces técnico del Manchester City, que se apresuró en pedir su fichaje. El elegante playmaker se convirtió en el primer futbolista de su país en jugar para un equipo europeo. Pero eso fue más tarde. Pasada la revisión médica, se le negó el permiso de trabajo, por no estar Iraq entre las 70 primeras del ranking FIFA. El jugador se quedó sin su aventura inglesa. Y la afición del City sin saber que Akram sentía devoción por el Manchester United.

Como ganadora de la Copa de Asia, Iraq participó en la Copa Confederaciones de 2009. Akram, que había vuelto a los emiratos, se mostró de nuevo al mundo y conquistó a Steve McClaren, que lo fichó para su Twente. Cuando llegó a Holanda, agasajado por tantos elogios, demostró con una frase qué diferente se percibe el mundo según desde donde lo mires. Eh, que no soy Beckham -soltó a su llegada, como si el inglés fuera el principio y el fin de todo lo existente. Akram jugó apenas diez partidos con el Twente, se lesionó y acabó jugando con el equipo reserva, aún renqueante del muslo.

El pasado junio Nashat Akram decidió romper unilateralmente su compromiso con el Twente, y no ha sido hasta este 29 de diciembre cuando ha anunciado su nuevo equipo. Ha firmado un contrato para cinco meses con el Al-Wakrah Sports qatarí, volviendo así a una liga que ya disputó antes de su aventura holandesa, con el Al Gharafa. Ayer empezó la Copa de Asia 2011 con la victoria de Uzbekistán ante Qatar (2-0). Iraq defiende título, con Akram a la cabeza. Como hiciera con Arabia Saudí, el líder iraquí ya tiene el territorio de la disputa muy bien estudiado.

Para seguir informados de la Copa de Asia:

Planeta Àxel | Copa Asia: Grupo A

Página Oficial | Copa Asia 2011

Retransmisiones en Eurosport.

Enlaces

Fotografía | FIFA.com

The Times | Nashat Akram: the playmaker than cannot play

http://www.tb-credit.ru/zaim.html