Así fue la Liga: Racing de Santander (16º)

racing-santanderLa temporada del Real Racing Club de Santander podría resumirse perfectamente con lo acontecido en el último partido de Liga. Victoria ante el Sporting (que aseguraba la permanencia) apoyada en un juego nefasto y en la fortuna a balón parado, y el graderío de El Sardinero girado hacia el palco y el banquillo pidiendo la cabeza del Presidente Pernía y del entrenador Miguel Ángel Portugal.

Todo comenzó con la contratación de Juan Carlos Mandiá, un técnico de perfil bajo y nula experiencia en Primera división. Su misión estaba clara: salvar al equipo del descenso y mejorar el deplorable juego exhibido una temporada atrás bajo las órdenes de Muñiz. Mandiá fue destituido por no cumplir su objetivo en la decimoprimera jornada de Liga. Había sumado 7 de 33 puntos posibles y no había logrado estrenar su casillero de victorias en El Sardinero.

En descarga de Mandiá es necesario hacer especial incidencia en a pésima planificación de la plantilla del Racing. Si en verano se pierde a futbolistas de la talla de Zigic, Jonathan Pereira, Luccin o Iván Marcano, lo más normal es que el equipo se resienta. Si encima, de sus teóricos sustitutos (Arana, Diop, Luis García, Álex Geijo, Morris) ninguno demuestra el nivel que se le presupone, el peligro es evidente.

El capítulo de fichajes ha sido sin lugar a dudas una de las causas perdidas del racinguismo en la presente temporada. De todas las caras nuevas, únicamente puede hablarse de un rendimiento aceptable en los casos del brasileño Henrique (cedido por el FC Barcelona) o del ex espanyolista Marc Torrejón. Del resto, mejor no hablar. Inversiones perdidas que jamás demostraron sobre el césped nivel como para sustituir con garantías a los que se fueron.

La salida de Mandiá del banquilo racinguista fue entendida por buena parte de la afición como el necesario punto de inflexión para revertir la trayectoria negativa del equipo. Con la incorporación de un viejo conocido como Miguel Ángel Portugal, el equipo parecía repuntar en su juego. Incluso su actuación en Copa del Rey, de la que fue eliminado por el Atlético de Madrid en semifinales, daba pie a imaginar que el equipo montañero no pasaría apuros para mantener la categoría a final de temporada. Pero un tramo final de Liga deplorable condenó al equipo cántabro al sufrimiento hasta el último pitido final.

La situación ha cambiado notablemente con respecto a las dos temporadas inmediatamente anteriores. El equipo ha demostrado vulnerabilidad suficiente como para ser un candidato seguro a la lucha por evitar el descenso. Lejos queda ya el sueño de la Copa de la UEFA. El Racing ha vuelto al sitio que por naturaleza le correspondía. Queda ver cómo digerirán, tanto el club como los aficionados, la vuelta a la cruda realidad. Por lo visto en este último tramo liguero, urge una renovación profunda de la plantilla. Los Munitis, Colsa, Pinillos… deberían ir dejando paso a nuevos valores que saneen la primera plantilla racinguista.

Lo mejor:
Sin lugar a dudas, haberse salvado. Al margen de esto, la fulgurante irrupción del joven Sergio Canales.
Lo peor: La sensación de hastío que ha producido el juego del equipo. Síntomas de vejez en la plantilla. Visitar El Sardinero se convirtió en un chollo para los equipos visitantes.

Bilbao, 1977. Abogado. Una noche de lluvia y frío en (el viejo) San Mamés, una canción en el Riverside de Craven Cottage, un balón rodando por un descampado al caer la tarde. En Notas de Fútbol desde septiembre de 2005 hasta agosto de 2006. Cofundador de Diarios de Fútbol en agosto de 2006. borja.barba @ diariosdefutbol.com

7 Comments

  1. Gontxo

    18 de mayo de 2010 a las 11:32 am

    Pues yo en verano pensaba que el Racing se salvaria comodamente. Los fichajes eran los jugadores que mas habian destacado en 2ª division (Arana, Diop, Geijo). Y Mandia con el Hercules practicaba un buen juego, aunque al final se desinflo y, hombre, tampoco hay que negar que el Hercules seguramente sea el mas adinerado de la categoria de plata. Pero las cosas empezaron a irle mal, y su puesto duro poco. Luego Portugal parecio sacar mejores frutos del equipo, aposto por Canales, que tuvo un inicio increible, luego bajo un poco y parecian vivir tranquilos, y de repente otro bajon final. No ha sido una buena campaña, pero creo que tienen la solucion sencilla. Ir jubilando a algunos jugadores que ya se les queda grande la 1ª division y tener un poco mas de acierto con los fichajes.

    Lo que no se es si segura Portugal en el banquillo. A mi me gusta, creo que es buen entrenador.

  2. El Pase De La Muerte

    18 de mayo de 2010 a las 11:52 am

    Del Racing de este año solo salvo a Canales, porque su talento es incuestionable y ha ganado casi sólo partidos, y a Colsa y Munitis, porque son estandartes y se dejan la piel. Pero el resto… puff

  3. Marta

    18 de mayo de 2010 a las 5:20 pm

    ¿Equipo montañero? Será montañés, ¿no?.

  4. Marta

    18 de mayo de 2010 a las 5:25 pm

    ¿Equipo montañero? Será montañés, ¿no?

  5. NIPO

    18 de mayo de 2010 a las 8:05 pm

    La verdad es que en verano también pintaba mejor suerte para el racing

  6. Neo

    20 de mayo de 2010 a las 11:00 am

    ¿cuantos partidos del Racing ha visto el que escribe la crónica? Decir que Torrejón ha sido un buen fichaje, no destacar a Arana o señalar a Luccin como una baja sensible del año pasado delatan que muchos no. Y eso de «El Racing ha vuelto al sitio que por naturaleza le correspondía» sobra, somos un club fundador de la primera liga, el único que se ganó en el campo el derecho a disputarla. Lo de equipo «montañero» es de traca.
    Buen esfuerzo, pero la próxima vez dejar que lo escriba alguien que siga al equipo.

  7. CAVA

    20 de mayo de 2010 a las 4:30 pm

    Algunas puntualizaciones de uno que ha sufrido todo el año el ¿futbol? del racing:
    – buenos o malos los fichajes fueron de Mandia, quien no quiso a Borja Valero
    – si como dice Borja Munitis, Colsa, Pinillos… deberían ir dejando paso a nuevos valores vamos listos, son los únicos que tienen garra, carácter y que de verdad sienten este club.
    – tenemos muy mala memoria, el Racing lleva toda la vida metido por estos caminos, lo de la Uefa, las semifinales de copa y demás han sido un peuqueño paréntesis en todos estos años.
    – la solución pasa por que el club tenga una estructura deportiva seria (y Quique en Lugo), que no dependa todo del entrenador nuevo de cada año, que Pernía deje de hacer castings, y cantera, cantera, cantera