Caparrós y el vendaval azulgrana

caparrosEl Barcelona demostró anoche, bajo la luna de Valencia, que es un equipo imponente. No es una novedad, lleva casi toda la temporada en un estado de forma envidiable, sorprendente por su intensidad y continuidad, por su dominio absoluto del balón, por su capacidad para tejer juego en el espacio de una baldosa a una velocidad demoledora… Después de conocer cuál sería la final, casi todos esperábamos que los leones de San Mamés dieran mucha guerra al once de Pep Guardiola, pero la realidad se impuso con toda crudeza (resultado final: 1-4).

Pero, aunque la superioridad blaugrana fue evidente, es necesario llevar el análisis un poco más lejos. El Barcelona estuvo brillante durante tres cuartas partes del choque y, ciertamente, hubiera sido realmente complicado derrotar a un equipo de ese nivel para cualquier entidad del mundo. De todas formas, el Athletic Club de Bilbao no supo, casi en ningún momento, qué necesitaba el partido y cómo llevarlo a cabo para sufrir menos. Ni siquiera tras el primer gol de Gaizka Toquero, que le colocaba en el escenario deseado. Sólo al inicio ‘mordió’ al Barcelona.

Tras el primer tanto, los rojiblancos se acularon atrás, a la espera del zarpazo culé. En ese momento, hubiera sido vital mantener algo más la posesión del balón, hacerle daño al Barcelona, adelantar las líneas para que el juego directo planteado sobre Fernando Llorente fuera eficaz y no pillara al delantero a más de 40 metros de José Manuel Pinto. Joaquín Caparrós pidió una y otra vez a sus hombres que tocaran algo más el balón, que buscaran una mayor profundidad en banda, pero no obtuvo respuesta. Pero tampoco lo hicieron tras el descanso. 

A veces los partidos se tuercen, empiezan bien pero continúan peor. De ahí la importancia del intermedio. Los jugadores van a la caseta y descansan, respiran, se dan ánimos y escuchan a su entrenador. Él es el encargado de transmitir a sus futbolistas una radiografía completa de lo que ha sido el primer tiempo e incidir en cuáles son los detalles a mejorar. Evidentemente, la charla técnica no fue revitalizadora. Los futbolistas del Athletic saltaron al campo en el reinicio con las mismas carencias y los mismos vicios de la primera parte.  

¿Es imputable a Caparrós esta ausencia de reacción? Posiblemente sí. Lo más lógico es que el Barcelona hubiera terminado con la copa en su poder, aunque el Athletic se hubiera presentado con algo más de intensidad en el segunda tiempo. Pero ni siquiera hubo el más mínimo amago de enmienda, de predisposición para la batalla, de una nueva actitud para contrarrestar el abuso al que le sometió el once barcelonista. Caparrós no pudo activar un plan B, ni recuperar el estado anímico de sus chicos, ni cambiar la dinámica del partido. Sólo compareció a medias a la cita.

Sí funcionó el plan A durante los primeros veinte minutos del encuentro. La líneas del Athletic estaban juntas, Llorente y Toquero se encontraban todavía cerca de la puerta de su rival, Francisco Javier Yeste tenía influencia en el juego con algunos pases en diagonal de mucho peligro y el mediocampo y la línea de cuatro rojiblancos tenían perfectamente cegados los pasillos interiores que tan bien aprovechan Samuel Eto’o, Lionel Messi y Xavi Hernández. Además, el Athletic tenía controlado, relativamente, al extremo argentino y su intensidad no se había transformado en una agresividad excesiva. Pero el partido se torció y Caparrós no supo enmendarlo.

Periodista. Un apasionado de la competitividad del fútbol europeo y el romanticismo nostálgico de la Liga Argentina. El periodismo radiofónico y el análisis futbolero de plumas finas son su otra pasión. Algún día verá un partido en la Bombonera o el Monumental con 'los pies en el aire'. Y confiesa que la afirmación "El gol es un pase a la red", de César Luis Menotti, siempre le sonó a Alicia en el país de las maravillas. Podrás encontrarme en: (juanfcia@gmail.com); (https://twitter.com/jfcia); (http://www.facebook.com/people/Juan-Francisco-Cia-Lopez/758594280); (http://www.linkedin.com/in/juanfcia)

30 Comments

  1. vkc

    14 de mayo de 2009 a las 11:41 am

    aparte de meter gente en el mediocampo no se yo que hubiera podido hacer Caparrós tal como fue el partido… el Barça salió a relucir sus dotes con pases a 1-2 toques y esto es muy difícil de defender.

    corrección: fue Pinto y no Valdés ^^

    un saludo

  2. playback

    14 de mayo de 2009 a las 11:42 am

    hombre, a más de 40 metros de victor valdés no….. de un victor valdés con coleta ya si 😉

    la verdad que al ahletic tampoco le vino muy bien el 1-3 y 1-4 que lo tumbaron que fueron realmente golazos; dejando a un lado la labor y calidad de bojan y xavi (grandisima) no marcan goles así todos los partidos

  3. Juan F. Cía

    14 de mayo de 2009 a las 11:47 am

    Gracias, chicos jeje. Sí, este Valdés tenía coleta jajaja. Esto me pasa por estar atento también a la rueda de prensa de Florentino Pérez.

  4. Hc

    14 de mayo de 2009 a las 11:59 am

    Una pregunta desde la ignorancia de la preparación fisica: ¿que el athletic se funidera a la media hora tiene algo que ver con las dobles sesiones efectuadas durante esta miniconcentración en valencia?? otra menos inocente ¿de percibir en estas sesiones o en el descanso el bajón fisico fue inteligente ir tan arriba presionar a un equipo con salida de balón en sus dos centrales y su lateral derecho?.
    A mi sinceramente al ver el inicio de l segunda parte me pareció que Caparrós los enmendara a san mamés, a cazar otro corner y a que el Barça tendría que mostrar cansancio. Comparto lo de playback, si encima a todo se une que bojan parece el henry de los mejores tiempos y xavi la clava como nunca influye, pero también hay que decir que ETo’o recuerda mucho a ansioso que perdió el pichichi ya cntra forlan,este año otro tanto, hubiera tenid algo más de acierto el resultado hubiera sido similar. Esperemos recuperarlo para Roma…pero repito, fallo en lo físico, que debería ser lo diferencial a favor de los vascos, de una forma exagerada. No se si preparación, obceación y presión erronea, pero batante preocupante, puedes correr todo el partido detras del balón porque lo mueven muy bien, pero al menos corres eso y aluna contra, pero desde el minuto 35 pareció que ni ‘podían’ correr.

  5. JM

    14 de mayo de 2009 a las 12:10 pm

    El fútbol es muy curioso en ocasiones: el Atlhetic perdió la copa cuando Toquero mandó el cabezazo a la red de la portería de Pinto. A partir de ahí, todo lo que había hecho bien los 10 primeros minutos se perdió en el olvido y cedieron unos metros, cambiaron la presión (es lo clave en el fútbol actual) de forma que el Barça consiguió encerrarles, lo cual significa derrota segura. Con el golazo de Touré nada cambió, y es que el partido ya estaba de lado del Barça.

  6. Probando

    14 de mayo de 2009 a las 12:11 pm

    Totalmente de acuerdo con el artículo. El Barcelona jugó maravillosamente a partir del minuto 30, pero del Athletic se esperaba más. Muy poca gasolina para una cita tan importante para ellos.

    El gol de Bojan fue un golazo, pero si no entra Etoo le podría haber estrangulado, y en el partido estuvo algo fallón. El chaval creo que necesita una cesión, quitarse parte de la presión que tiene encima y disfrutar de unos minutos que en el Barça actual no puede tener.

  7. Lerrimer

    14 de mayo de 2009 a las 12:33 pm

    Creo que una de las claves del partido, y de la que no he oído nada aún, fue la salida de balón del Barça desde atrás. Y es que el doble partido contra el Chelsea les sirvió de mucho.

    Incluso sacando de puerta, los centrales se situaban prácticamente paralelos a Pinto, dibujando una defensa de tres (Alves jugó prácticamente de interior), de modo que el balón nunca se rifaba en un pelotazo al centro del campo. Llorente y Yeste subían a presionar a los defensas, Busquets bajaba para ayudar, lo que obligaba al Athletic a estirarse buscando ahogar al Barça.

    En tres o cuatro pases el Barça salía de la presión, habiendo superado a prácticamente la mitad del Athletic, que dejaba pasillos interiores que Xavi, Messi e incluso Keita, aprovechaban para meter un pase a Eto’o, Bojan o Alves. Tácticamente, Guardiola estuvo inmenso.

    También creo que hubo un antes y un después de la amarilla a Koikili, pues hizo que la confianza de Messi creciera exponencialmente.

  8. Alejandro Rodriguez

    14 de mayo de 2009 a las 12:44 pm

    Caparros es un entrenador mediocre, que por si no lo sabeis, tiene estudios de Marketing y a eso es a lo que se dedica, a hablar y vender humo. No consiguio nada con el Sevilla, llego Juande y mira la que lio, practicamente con el mismo equipo.

    Como dirian en mi ciudad, este tio es un “babucha”!!!

  9. Manuel Sánchez

    14 de mayo de 2009 a las 12:48 pm

    Lo que era increible es ver como El Barcelona, ya en la segunda parte y volviendo a ser el del resto de la temporada, comenzaba sus jugadas desde la línea de su defensa, regateando sin nervios y sin patadón arriba ni del propio Pinto, ni de Busquets, ni de Puyol, que tras recortes a delanteros del Athletic iniciaban jugadas de libro que culminaban en gol.

  10. Rodri

    14 de mayo de 2009 a las 12:56 pm

    ¿Pero cómo va a pretender que toquen, si todavía no les ha enseñado cómo es un balón a sus futbolistas? ¿Realmente pretendía hacer algo?

    Por cierto, se lució con las sustituciones…

  11. Pablo

    14 de mayo de 2009 a las 1:35 pm

    Lo cierto es que Caparrós confió demasiado en el estado físico de sus jugadores y someterles a esa intensidad durante noventa minutos ante un equipo que mueve el balón a la velocidad que lo hace el Barça, es un suicidio. Mientras aguantó el físico y la ilusión, se vio un Athletic difícil de jugar. Antes del gol de Touré, la banda izquierda del Athletic ya tenía cartulina amarilla, bajaron un tono en intensidad y apareció Messi, después Alves y, por último, Xavi. Y si aparece Xavi el partido es del Barça. Y así fue.

    Un saludo.

  12. R1Molano

    14 de mayo de 2009 a las 2:03 pm

    Yo no le meteria un palo a Caparros, muchos han intentado desactivar a este equipo y pocos lo han conseguido

  13. Juan F. Cía

    14 de mayo de 2009 a las 2:03 pm

    Yo creo que Caparrós confiaba con razón en el estado físico de su plantilla. Lo que sucede es que cuando se está tres cuartas partes del partido corriendo detrás del balón sin llegar a tocarla es muy complicado que la intensidad física y mental no disminuya. Llega un momento que uno baja los brazos. Si el Athletic hubiera aguantado un poco más el balón con el 1-0, hubiera buscado algo más de profundidad por bandas y la línea de cuatro hubiera dado cinco pasos hacia delante para permitir que el juego directo con Llorente hiciera daño, tal vez habría aguantado un poco más en pie.

    Lo que sí me gustaría decir es que a mí Caparrós no me parece un mal entrenador, todo lo contrario. Llevar al Athletic hasta la final de Copa es todo un éxito y, a veces, uno ve la cosas, las dice, los jugadores las escuchan, se comprometen para llevarlas hacia delante y luego todo sale al revés. El artículo no es un ataque hacia Caparrós, es poner de relieve que el entrenador sevillano no consiguió que sus jugadores salieran de la cueva, que en ese momento era lo único que podía salvarles.

    Un saludo.

  14. raJOY DIVISION

    14 de mayo de 2009 a las 3:14 pm

    Nadie va a decir nada sobre la espantosa retransmisión de la primera????
    Yo tengo 10 cosas que decir:
    1. Deciden CENSURAR el momento del himno y conectan con Bilbao y Barcelona.

    2. En el descanso van y lo repiten. ¡Con un par!

    3. Achacan lo ocurrido a un “error humano”. ¿Por qué no dijeron nada entonces durante la primera parte sobre ese error humano?, ¿por qué no relataron lo ocurrido los 37 locutores presentes, a tenor de su interés informativo?

    4. Durante la retransmisión (bien grabada, por cierto. ¿Dónde estaba el error humano?), el único plano fijo del público es el de un tipo del Athletic con la mano en el corazón. Contengo las lágrimas y el vello erizado justo para añadir: ¿fue la opinión mayoritaria ayer en el campo?

    5. Rivero no estaba maquillado. A mí me la chifla que Rivero esté maquillado. Pero es lo mínimo en tv. Sobre todo cuando pareces sacado de los almacenes de Madame Tussaud’s.

    6. Los periodistas que comentaban el partido no vieron (fingieron no haber visto?) el corte de mangas de Touré tras el gol. No lo comentaron.

    7. El realizador no ofreció una sola repetición del gesto, cuando incluso en pantalla se vio (no bien, pero se vio). ¿No se preguntaron por qué los jugadores del Barca pedían perdón a los seguidores?

    8. En el descanso (jamás viose un tiempo muerto con tanto interés informativo), resulta que explicaron con gran sorpresa (alquien se lo chivaría tras verlo en Internet) lo del corte de mangas.

    9. Ni uno solo de los dos tipos que tenían a pie de campo, ni Rivero ni sus dos comentaristas apuntaron las amarillas. Por eso no les salían las cuentas: no se acordaban de la tarjeta de Touré (por un agarrón a Toquero). Quizás eso les impidió comentar que, por sus cortes de mangas, el fogoso marfileño debió ver la segunda e irse a casa.

    10. Alguien debería de haberle dicho a la becaria que dejase de apoyarse en el rewind cada vez que ponían una repetición

  15. JuanMa

    14 de mayo de 2009 a las 4:13 pm

    Por lo que escuché en la radio, los cortes de manga de Touré fue por insultar a los jugadores negros del Barça. Injustificable tanto una como otra actitud.

    @Todos

    ¿Por qué siempre tiene que salir alguien a poner peros a todos los triumfos, sean del equipo que sean? El corte de mangas de Touré, las entradas de Amorebieta, el latazo a Alves,… siempre se buscan excusas.

  16. JuanMa

    14 de mayo de 2009 a las 4:26 pm

    Por cierto me uno a la petición de eliminar el verde…

  17. Camarón

    14 de mayo de 2009 a las 4:52 pm

    “el fogoso marfileño debió ver la segunda e irse a casa”

    ¡Villarato!

  18. corduba

    14 de mayo de 2009 a las 5:53 pm

    RaJOY DIVIDION, y qué piensas de las 2 jugadas en las que el cámara estaría ligando con alguien porque se quedo fijo y en producción no decidieron cambiar de cámara???

    Y de los extensos prolegómenos que nos deleitaron de ¡¡¡10 miserables minutos!!!, igualito que el reportaje de Canal + con el clásico que comentasteis el otro día.

    Un 0 a TVE por la gestión de eventos futbolísticos de interés –> PATÉTICO !!!

  19. Marcos.9

    14 de mayo de 2009 a las 7:27 pm

    Vlviendo al partido…

    Ya lo he comentado en otro post y lo vuelvo a decir:

    El partido se acabó con la tarjeta amarilla a koikili. Ahí los jugadores del athletic vieron que su única arma, la dureza al límite (pero que muy al límite) del reglamento, no la iba a permitir el árbitro. En mi opinión fue una tarjeta, además de justa, providencial. Cambio el partido totalmente.

    Y koikili…tenia un buen concepto de el…pero ayer me dio miedo…rostro desencajado…mirada ida…entraba a saco con balón o sin el… Y así desde el primer minuto, es decir, que no perdió los papeles por las circunstancias del partido… Me recuerda al desaprensivo (caparros) que tiene un pitbull y lo suelta y le dice “vamos tyson, a ver que haces con esos”

  20. NIPO

    14 de mayo de 2009 a las 7:36 pm

    Si nombramos a Caparros debemos nombrar a Klismman, Ramos, Emery, Aguirre, Manolo Jimenez, Paulo Bento, Claude Puel, Mendilibar, Tapia, Preciado y tantos entrenadores que han salido goleados este año de sus envites con el Futbol Club Barcelona… son casi imparables y para batirles (o mejor dicho casi hacerlo) tienes que tener 11 mulos como el Chelsea o mucha suerte como el Atleti

  21. raJOY DIVISION

    14 de mayo de 2009 a las 7:51 pm

    @corduba:
    Lo que está claro es que en este pais, si quieres ver una buena retransmisión con su previo y una cámara que no este situada a 7 km de altura sobre el campo (ayer necesitaba lupa para ver alos jugadores en mi tv de 15 pulgadas) tiene que pagar.
    TVE, con su plantilla de sosainas insoportables desde hace ya demasiados años (nadie los va a largar?) convierte todo lo que toca en algo ochentero. De hacérselo mirar…
    Si uno ve el partido del 12-1 frente a Malta y lo compara con el que vimos anoche la conclusión es que TVE no sólo no evoluciona, sino que cada vez lo hace peor. ¡Enhorabuena!

  22. Lasambadelfutbol

    14 de mayo de 2009 a las 10:10 pm

    Yo creo que el Barcelona hubiese dominado el partido de todas formas pero si aún encima le facilitas mucho la posesión del balón apaga y vamonos. En ningún momento se vió un interés en dominar un rato el juego, el Athletic siempre intentó lo mismo, pelotazo arriba y a ver que sale y así es muy dificil conseguir plantarle algo de cara a todo un Barça.

  23. Lasambadelfutbol

    14 de mayo de 2009 a las 10:21 pm

    Respecto al asunto TVE ya me espero cualquier cosa de ellos, lo peor es que estos tios no paran de adquirir derechos y no se como narices pueden seguir permitiendose lujos como el de televisar la champions para el año que viene.

    Lo de los pitos al himno español, es más de lo mismo, seguimos dando la imagen de unos cenutrios que no respetamos nada ni a nadie.

  24. sin.g.ning

    15 de mayo de 2009 a las 11:46 am

    Ya sé que hoy por hoy ningún jugador del Athletic sería titular en el Barça, pero en la plantilla cuántos podrían hacerse un hueco, ¿uno?

  25. alberto

    15 de mayo de 2009 a las 11:47 am

    @Marcos.9
    Pues supongo que esto debe depender del cristal con que se mira, pero a mi no me parecio que el Athletic hiciera un partido duro. Y Koikili entro fuerte a algun balon, pero siempre de forma noble. La entrada de la tarjeta es mas aparatosa que otra cosa porque se lo lleva por delante. La amarilla a David Lopez a mi no me lo parece, se tira a rebañar un balon y cuando el balon ya esta fuera se lleva por delante a Alves pero con el cuerpo, no hay patada ni nada por el estilo. Ademas da la sensacion que Alves va a buscar ese contacto. Al que si que le recuerdo alguna entrada fuera de lugar fue a Amorebieta, pero nada mas.

  26. Valjean

    15 de mayo de 2009 a las 12:24 pm

    Lerrimer, creo que tienes mucha razón con lo que dices, y creo además que Guardiola quiere eso para la final de la Champions. Sabe que el Manchester va a querer estrechar el campo para que Xavi, Iniesta (ojalá) y Messi no puedan trabajar con comodidad, y el otro día Guardiola respondió a esa táctica jugando desde prácticamente su corner. Lo vi en cuanto Pinto amagó un despeje y la pasó a un central (ahora no recuerdo cuál) que tenía a su derecha, cerca del banderín. El campo se ensanchaba en su totalidad gracias a ese pequeño gesto, los delanteros del Athletic tenían que adelantar un poco sus líneas, y eso daba algo más de espacio a Busquets, Xavi o Messi. Creo que vamos a ver esta táctica (más algunas sorpresas) en Roma el día 27 y que puede ser un gran acierto.

    Por otro lado, el Athletic tuvo muchos deméritos el otro día, Caparrós no planteó bien el partido, los jugadores parecían agotadísimos (y eso que antes de la final se decía que ése era precisamente el punto en el que eran superiores al Barcelona) y todo lo que queráis, pero hay una verdad como un templo, y es que si el Barça está bien acumula tantos méritos (y goles) que el rival acaba perdiendo por KO. Estadísticamente, el Barça está empeñado, esta temporada, a demostrar que si los rivales parecen malos cuando juegan contra él es porque el equipo es muy bueno cuando juega a lo que sabe. Atlético, Real Madrid, Bayern, Lyon, Sevilla, ya bajando a zonas menos nobles Málaga, Sporting, Valladolid, etc. Todos han besado la lona. Ya sé que es muy aburrido decir siempre que el Barça está jugando a un altísimo nivel y toca discutir y ser analíticos, pero parece que el equipo está obstinado en anular todo tipo de tácticas que se le plantean en contra: si juegas a plantar el autobús, tarde o temprano acaban cayéndote tres, cuatro, cinco, seis goles y encima la vergüenza de la cobardía. Si tratas de jugarle de tú a tú, el intercambio de golpes es insoportable y te caen los mismos golitos.

    Con el Manchester, por supuesto, será otra historia: los nervios atenazarán a los dos equipos al principio, el respeto mutuo, la plantilla del United está a la altura de la del Barça… no creo que sea ningún paseo militar. Pero es que entre la actual élite del fútbol (Barça, Manchester, Chelsea, probablemente Liverpool) y el resto de la zona alta (Milán, Juventus, Bayern, Madrid por historial) ahora mismo media un abismo.

    Saludos!

  27. Hc

    15 de mayo de 2009 a las 12:42 pm

    @ sin.g.ning.

    Para mi pueden formar parte de la plantilla Iraola (suplente ideal de alves), Javi martinez en la función de interior rocoso que desempeñan guddy o keita y por supuesto Llorente como delantero para jugar de espaldas y fijar a los centrales del equipo rival cuando no disponga de medios centros fuertes. Sobre todo Javi Martinez, me parece que tiene un despliegue espectacular en las dos areas y sino se prodiga más en situaciones de gol o de area es por la verticalidad excesiva del juego del athletic.

  28. Nexus 6

    15 de mayo de 2009 a las 12:56 pm

    Completamente de acuerdo con el análisis de Valjean y Lerrimer, el juego posicional de los defensas en la salida del balón fue la clave del partido.
    En cuanto al decálogo negativo que apunta raJoy Division, personalmente me parece más bien el decálogo de cómo retrasmitir magistralmente una final de copa. Que el resto de medios acaban hablando de todo menos del fútbol es algo que hemos podido sufrir todos estos días; los que estén encantados de que no se hable de fútbol y en cambio se hable del himno, censuras inventadas, el latazo, la celebración de Touré..bla bla bla… están de enhorabuena. Esa ha sido la cobertura nacional y general de la prensa. Al menos TVE ha esquivado todo lo perifutbolístico y ha ido al meollo. Chapeau

  29. Pingback: Caparrós manda callar » Diarios de Futbol

  30. Pingback: Caparrós manda callar | fútbolWatch