Nuevo timonel para ‘La Fábrica’

José Miguel González Martín del Campo, Míchel, dejó hace tan sólo unos días la disciplina del Real Madrid. Abandonó la dirección deportiva de la cantera del equipo blanco con varias arremetidas contra el presidente, Ramón Calderón, del que dijo que había hablado sólo en un par de ocasiones con él y que su interés por las jóvenes promesas es inexistente. Ahora, el club ha buscado un sustituto, Javier Lozano. Éste es el nombre del nuevo encargado y responsable de que el capital humano más importante de la institución finalice en los libros de historia del madridismo, como estará, por ejemplo, Iker Casillas.

La tarea es titánica. La experiencia nos dice que han sido muchos los que han pasado por la misma labor y todos ellos siempre han tenido los mismos problemas a la hora de alcanzar el reto. Lozano es un profesional del fútbol de éxito y reconocido en casi todos los foros. Además, tiene virtudes personales que son ideales para un cargo como éste: es una persona humilde, profesional, de perfil bajo, poco dado a figurar en los medios, pero que dispone de la firmeza suficiente para tomar decisiones y agarrar con fuerza la batuta de la cantera.

Desde fuera, las condiciones para trabajar no parecen excesivamente favorables. Mientras que el viento siempre sopla a favor en el trabajo de cantera, por ejemplo, del Arsenal, en el Real Madrid la salida de jugadores al primer equipo casi está cegada. Míchel abandonó la entidad cansado de predicar en el desierto, aburrido de que no le preguntaran por sus ‘chicos’, hastiado de figurar sin resultados… Lozano se enfrenta a la misma situación con la obligación de caer en el mismo estado de ánimo.

La llegada de Juande Ramos al Real Madrid ha provocado cierto revuelo por su disponibilidad a contar con la cantera. En el Camp Nou, prefirió a Miguel Palanca en vez de a Rafael Van der Vaart tras la lesión de Will Wesley Sneijder. Además, ya entrenan con el primer equipo, además de Palanca, Chema Antón, Agustín Díaz García y Alberto Bueno. Antón es un lateral izquierdo que maneja ambas piernas, Díaz (más conocido como Agus) es un central que pide a gritos entrar en las rotaciones del primer equipo y Bueno coquetea con el vestuario de Primera División desde comienzo de temporada.

Hace un par de días, Juande lo dejó muy claro: «En igualdad, apuesto antes por la cantera que por los fichajes». Toda una declaración de intenciones que el tiempo corroborará o no. De todas formas, y aunque las primeras señales son buenas, el técnico manchego es un entrenador con un contrato de seis meses. Esto significa que lo que el Real Madrid se plantea con Juande Ramos es un proyecto a priori a corto plazo, con lo que su influencia en la labor de Lozano puede ser escasa.

Lozano, también manchego (Toledo, 1960), fue campeón del mundo con la selección española de fútbol sala en dos ocasiones y tres veces campeón de Europa. Posteriormente fue contratado por la RFEF para integrarse dentro del staff técnico que acompañó a la selección absoluta al Mundial de Fútbol de Japón y Corea en 2002. Más tarde se convertiría en el director de la Ciudad del Fútbol y de la Fundación de la Federación. Finalmente llegaría al Real Madrid como responsable del área profesional, integrada en la Dirección de Fútbol del club blanco.

Lozano es un profesional con currículum y también preparación. Un vistazo por internet permite extraer algunas afirmaciones curiosas que seguramente le servirán para su nueva etapa profesional (Artículo titulado ‘El liderazgo que se debe ejercer en la alta competición’, escrito para Realmadrid.com): «Tenemos que estar convencidos que el verdadero motor de una organización deportiva (y no deportiva) es el capital humano«. Su obligación será que el staff técnico del club blanco entienda lo que esto significa y apueste de verdad.

Más afirmaciones interesantes: «Para ser capaz de luchar por un interés común tiene que existir un compromiso e implicación. La experiencia me dice que nadie se implica y compromete si no se siente importante dentro del grupo o de la organización«. Otro de sus retos será intentar que cada joven promesa de la institución se sienta importante y con posibilidades de encontrar un sitio en el primer vestuario. Y otra más: «Si creamos un clima de miedo o castigo, el objetivo de los componentes del grupo será no fallar, por lo que se aniquilará la creatividad y la libertad. Si, por el contrario, fomentamos un clima de confianza e ilusión, potenciaremos el talento oculto y los retos«. Ésta es una obligación inherente al cargo: fomentar el talento y el desarrollo de los jugadores. ¡Suerte y al toro!

Periodista. Un apasionado de la competitividad del fútbol europeo y el romanticismo nostálgico de la Liga Argentina. El periodismo radiofónico y el análisis futbolero de plumas finas son su otra pasión. Algún día verá un partido en la Bombonera o el Monumental con 'los pies en el aire'. Y confiesa que la afirmación "El gol es un pase a la red", de César Luis Menotti, siempre le sonó a Alicia en el país de las maravillas. Podrás encontrarme en: (juanfcia@gmail.com); (https://twitter.com/jfcia); (http://www.facebook.com/people/Juan-Francisco-Cia-Lopez/758594280); (http://www.linkedin.com/in/juanfcia)

8 Comments

  1. martin(foro)

    18 de diciembre de 2008 a las 8:37 pm

    Uff, comparar la trayectoria profesional como entrenador de este hombre y de Michel asusta…y asusta mas pensar como estaba alguien como Michel en el puesto que ocupaba…

    Estoy harto de ver «recomendados» el altos cargos de futbol, y de ver que haber sido jugador de un club parece equivaler a 5 carreras y 100 años de experiencia…este hombre parece aportar profesionalidad. Otra cosa es que en realidad no valga para nada, porque tal y como se vive en el Madrid, nada de esto importa.

    Saludos

  2. Luis Coruña

    18 de diciembre de 2008 a las 8:41 pm

    El problema en este caso siempre será el entrenador. Si damos con un zoquete como Schuster de poco vale el trabajo que se haga por debajo. Hay que fichar a entrenadores españoles y que garanticen oportunidades a la cantera, es así de fácil.

  3. Juan F. Cía

    18 de diciembre de 2008 a las 8:48 pm

    Luis,

    Estoy de acuerdo contigo, por eso he hecho referencia a la actitud hacia la cantera que ha mostrado Juande Ramos en los pocos días que lleva. Lo que pasa es que tiene un contrato de seis meses y no sé por qué me da, que si el Real Madrid no gana nada este año, o Mijatovic sale del club y Juande también, o Mijatovic se queda y tal vez tenga la tentación de contratar a un entrenador con un perfil más elevado. Habrá que esperar.

    Saludos

  4. Garrincha

    18 de diciembre de 2008 a las 9:00 pm

    @ Martín

    Y sin embargo fijate el «palmarés» que tenía Del Bosque y lo que ha significado para la historia reciente del club. Dicho esto, estoy de acuerdo contigo en que prefiero a Javier Lozano antes que a Michel.

    @ Luis Coruña

    Yo también soy de los que prefiere un entrenador español para dirigir a mis equipos. Tapia lo está haciendo genial en el Málaga (siempre ha cuidado la cantera con excelentes réditos) y me gusta que Juande haga lo propio con el Madrid, aunque el hecho de ser nacional no nos asegura esta máxima. Sin ir más lejos al Arsenal, el ejemplo más evidente, lo entrena un francés. Por ello, pienso que es más importante ser un mejor profesional, más integro y estudioso, que simplemente nacional, pues no todos tiran de la cantera como deberían.

    Un saludo!

  5. amós

    18 de diciembre de 2008 a las 10:50 pm

    puede bajar el mismisiomo jesucristo que mientras se hagan fichajes como los que estan saliendo en todos los periodicos que se van a hacer este invierno, o los que se hicieron en el pasado de higuain, gago, drente, heinze, marcelo, etc… es imposible que la cantera funcione, si para este tipo de puestos y este tipo de jugador medio no valen los de la cantera!!! con las nuevas incorporaciones, el madrid tiene ya demasiados jugadores nuevos y ficha aun más. no lo puedo entender

  6. Luisi

    18 de diciembre de 2008 a las 11:01 pm

    Agustín Díaz, no. Agustín García Íñiguez.

    Lo de Will Sneijder te lo paso pues podría considerarse un dimuntivo de Wesley, ¿no?

  7. Juan F. Cía

    18 de diciembre de 2008 a las 11:59 pm

    Luisi,

    Muchas gracias por ambas correcciones. En el caso de Sneijder siempre me pasa lo mismo, no sé dónde escuché que en privado lo llamaban Will o Willy y a veces lo escribo. Todavía no he conseguido encontrar una prueba on line que respalde mis palabras :D. Corregido.

    PD: Gracias por dejármelo pasar, no sé qué habría hecho si no hubiera sido así jeje 😀

    Saludos

  8. Pingback: ¿Quién discute ahora a Míchel? » Diarios de Futbol